English version

De directoras a emprendedoras I

Hay un dicho que asegura que ‘Tanto la necesidad como la adversidad agudizan el ingenio’. La importancia económica y social de las mujeres en la actividad emprendedora despierta un interés creciente a nivel global. La contribución femenina al emprendimiento, especialmente en los países más avanzados, constituye un factor que impulsa la igualdad efectiva de géneros y hace a las ciudadanas/os, co-responsables del bienestar de un país.
El interés político hacia las emprendedoras deviene de dos factores clave: por la situación creciente de crisis y desempleo y  por la reestructuración del sector público.
Pero ¿qué pasa con la figura de la emprendedora como factor clave para el desarrollo y los  liderazgos femeninos emergentes? Hoy, el malestar en las empresas resulta considerable, la incertidumbre creciente, los despidos en masa, la sobrecarga de trabajo, no tener voz, la invisibilidad -sobre todo de las mujeres-, la gestión por el miedo y la falta de contención emocional, representan algunos factores que denotan la desazón de hombres y mujeres en la organización.

Las mujeres, según The opt out revolt, no tiran la toalla sino que se reinventan en función de los imperativos del entorno, y una de las alternativas es convertirse en emprendedor/a.

Las emprendedoras aquí y allá
La evidencia nos indica que el doble de hombres -en relación a las mujeres- llega a ser emprendedores. Estas diferencias se mantienen en la mayoría de los países. En el proyecto “Global Entrepreneurship Monitor se examinó la actividad emprendedora en más de 70 países y todos muestran una cifra desfavorable en relación a la participación femenina.

Trabajos más recientes, sugieren que la mayor diferencia se encuentra en países con ingresos medios donde la probabilidad de que un hombre inicie una actividad emprendedora respecto a una mujer es un 75% superior, comparando con el 33% que se da en países con ingresos elevados y un 41% en países con bajos ingresos. Existen tres factores que llevan a las personas a emprender:

  1. Factores de la estructura social: se incluye el contexto social y económico, empleo, leyes y políticas públicas,  educación e ingresos familiares, entre otros.
  2. Variables socio demográficas,  sexo, edad, nivel de educación, capital humano y social, así como redes sociales.
  3. Factores individuales: Nivel de tolerancia al riesgo, la capacidad de toma de decisiones, el grado de autoestima, las expectativas, etc.

La participación de la mujer en la actividad emprendedora, presenta notables diferencias en función del área geográfica y del desarrollo económico de las naciones. Al analizar los datos. Aparece el “emprendimiento de subsistencia ante la falta de alternativas laborales“.

Dan y Singer
señalan que la recesión económica ha puesto la innovación en el punto de mira. Para los israelíes, el talento, la  tenacidad, y la necesidad de cuestionar la autoridad, han sido uno de los factores que han potenciado de una manera increíble el emprendimiento en Israel, en contraposición al escaso desarrollo en los países árabes.

En el marco Europeo, la participación femenina resulta notable en Islandia y Suiza, países en los que la mujer goza de un rol más equilibrado en términos de igualdad, en relación al resto de Europa, al margen de los países escandinavos.

Qué pasa con España

España ocupa una posición discreta en cuanto a la participación femenina en la actividad emprendedora, en los datos de los que disponemos del año 2009, con un índice del 3.88%.

A causa de la crisis, se observa una notable disminución de este indicador, respecto al año anterior, en el que España arrojó un índice del 5.92%. Por encima de España, se encuentran Grecia,  Países Bajos, Finlandia y Noruega. Debajo de ella,  se sitúan el  Reino Unido, Alemania, Eslovenia, Bélgica, Dinamarca, Francia e Italia.

Llama la atención el contraste la baja participación femenina en Arabia Saudí, Siria y la franja de Gaza, frente a la discreta participación de países mas desarrollados como los Emiratos Árabes Unidos Túnez y Jordania Marruecos, Argelia, Yemen y Líbano, en el que la mujer realiza una inestimable aportación a la economía de los países, aunque en términos de igualdad no se halle equiparada. En Latinoamérica y el Caribe,  la  actividad emprendedora resulta muy superior a la que se registra en Europa o en países asiáticos desarrollados. La mentalidad empresarial en esos países, difiere de la europea.

Entender qué es lo que lleva a las mujeres a emprender y que es la necesidad más que la oportunidad lo que las impulsa, nos hará encontrar algunas de las claves para modificar herramientas y escenarios. Y lograr que el emprendedurismo femenino, sea una alternativa real. Pero eso será motivo de un próximo artículo.

*Alicia E. Kaufmann es Catedrática de Sociología de  la UAH y Coach Ejecutivo

  • MANIERO L Y SULLIVAN S. The opt out revolt, California, Davies Black Publishing, 2006.
  • NAVARRO J.L.et  al. Mujer y desafío emprendedor en España. Paper inédito. Universidad de Cádiz e Instituto de Empresa 2010.
  • Senor D. y Singer S. Start up nation: la historia del milagro económico israelí. Madrid, ediciones El Aleph, 2012.
  • HELLER L.  Mujeres emprendedoras en America Latina y el Caribe: realidades obstáculos y desafíos, Naciones Unidas CEPAL, 2010)

Compartir esta publicación:

Aída Hernández Rua

Las redes sociales y las plataformas online nos invitan a estar abiertas al cambio, a nuevas propuestas y proyectos, de cómo producir medios online, acompañado del discurso de género.¨

Barranquilla, Colombia

Mariana Gaba

En el contexto actual de COVID-19, los varones se están dando cuenta de cuanto es el trabajo doméstico y lo importante que es. Es una buena oportunidad para ver qué van a hacer las organizaciones ahora, porque la nueva normalidad es una invitación a relfexionar.

Argentina/ Santiago. Chile

Silvia Salinas Mulder

La inteligencia artificial puede contribuir a eliminar o a acortar las foras de discriminación y las brechas de género en las empresas (mientras nosotras/os nos deconstruimos.

La Paz, Bolivia

María Eugenia Romero

Hay un gran potencial de las mujeres en los estados, que con capacitación y solidaridad de las otras puede despegar.

D.F., México

Fabiola Amariles

La teoría feminista le agrega a la disciplina de la evaluación elementos como por
ejemplo examinar los asuntos del poder, ver cuáles son las transformaciones que se
deben hacer.

Cali, Colombia

Martha Lanza Meneses

Asumir una actitud interpeladora, es cuestionar el concepto del ‘desarrollo’ que tiene
un marco estructural muy arraigado, presentar alternativas al desarrollo re-pensando
la relación del ser humano con el planeta, la reproducción de la vida y las
cosmovisiones de las mujeres.

La Paz, Bolivia

Lidia Heller

El concepto de ‘empoderamiento’ viene y surge del feminismo.

Buenos Aires, Argentina

Alma Hernández

La redWIM es un espacio ideal para aprovechar oportunidades y demostrar que
unidas, nosotras las mujeres, podemos lograr un mundo más equitativo.

La Habana, Cuba.

Sara Ortíz Cantú

RedWIM es un espacio de convergencia, donde exponemos y compartimos, ideas,
proyectos, experiencia, conocimientos y generamos confianza, con el objetivo de
apoyar el desarrollo de las ujeres en gestión de organizaciones.

Guadalajara, México

Alicia Arias

Para mi la redWIM constituye un espacio de encuentro, en el que todas podemos aprender a trabajar conjuntamente para lograr nuestros proyectos.

Quito, Ecuador.

Adriana Alonso Rozo

La RedWIM es inspiración para trabajar por la equidad de género. Para hacer un mundo más sostenible con igualdad de oportunidades para las mujeres y los hombres.

Medellín, Colombia.

Solange Grandjean

Hay que ser conscientes de que el networking es un concepto exponencial y que una red lleva tiempo y responsabilidad y, se va desarrollando a lo largo de los años.

Buenos Aires, Argentina