English version

Escuela itinerante y regional

CONAMI lleva adelante un proyecto para realizar talleres en diferentes comunidades de Argentina, para que la mujer indígena conozca sus derechos y los ejercite. Estos talleres constituyen la Escuela Itinerante de Derechos para las Mujeres Indígenas, que debido a alianzas con diversas organizaciones está regionalizándose.La creación de la Escuela Itinerante de Derechos para las Mujeres Indígenas (EDMI), dependiente del CONAMI, se formalizó en 2009 con el apoyo del Fondo de Población de las Naciones Unidas UNFPA Argentina. Desde hace dos años esta institución que agrupa a unas 30 organizaciones de las comunidades indígenas del país, acompaña a las mujeres en visibilizar el incumplimiento de sus derechos y las capacita para que puedan ejercerlos con autonomía. La formación se concreta en talleres itinerantes que cuentan con traductores de hasta tres lenguas (pilagá, wichí, etc.). La coordinadora de este proyecto, Eva Gamboa, informó a Artemisa Noticias sobre sus alcances.

-¿Cómo nació la idea de crear una escuela itinerante?

-En 2006 hice un curso en Ginebra sobre los DESC (derechos económicos, sociales y culturales) y en ese marco hice una propuesta para una educación bilingüe para todos y todas. Allí expliqué que las mujeres indígenas necesitamos ser capacitadas y esta formación debía brindarse en distintas lenguas, ¿sabés las muertes que hay en las comunidades porque no entienden las instrucciones de los médicos sobre una medicación o cómo prevenir el contagio de una enfermedad? Además las lenguas llevan nuestra historia cultural. A partir de esta necesidad de formarnos surgió la idea de crear la escuela.

-¿Qué beneficios trajo concretar el proyecto de la EDMI?

-La articulación de organizaciones y el fortalecimiento de las hermanas y sus proyectos. Tenemos una articulación desde CONAMI con UNFPA y otras organizaciones como el Fondo de Mujeres del Sur, que nos facilitó la personería jurídica. Con Mujeres del Sur creamos además el Observatorio de los pueblos indígenas contra la discriminación y el racismo y de mujeres indígenas. Somos asimismo parte del Enlace Continental de Mujeres Indígenas de las Américas y a través del mismo hicimos una alianza con Fundación Ford para replicar estos talleres. Tuvo un rol importante Tarcila (Rivera Zea) que hizo las gestiones para regionalizar el proyecto de la Escuela. Trabajamos en ese sentido con Pro Comunidades Indígenas de Paraguay y en Argentina se sumó a este objetivo la Coordinadora de Comunidades Mapuches.

-¿Cuáles son los contenidos de los talleres?

-Educación sexual y salud sexual y reproductiva. Este tema es transversal a otros, tiene que ver con la economía, la familia, la espiritualidad, el derecho a la tierra, si no tenés dónde vivir, dónde estar con tus hijos, dónde procrear, no podés subsistir y menos empoderarte. También realizamos talleres contra la discriminación y el racismo, hicimos uno muy importante en homenaje a la joven Qom Natalia Flores, asesinada en el Chaco. Hemos trabajado también con el equipo de la CEDAW.

-¿Cuál es la recepción de las mujeres?

-Las mujeres comprenden que no están solas, tanto las profesionales como aquellas que no saben leer ni escribir. Empiezan a contar sobre los que les pasa desde otro lugar, se animan a hablar de las violaciones, el problema con el alcohol. También se están animando a hacer cosas. En San Luis con el apoyo del gobierno provincial al CONAMI y el AIRA se instrumentaron becas, muchas mujeres tuvieron ingresos por primera vez y el impacto de ello las cambió. Fue un vuelco. Iniciaron emprendimientos con tejidos. Viajaron a ver a sus familias en los países limítrofes. En Salta también gestionamos unos planes trabajar e hicieron panaderías, huertas, tejidos, artesanías, es decir estas mujeres salieron de dónde estaban. Inclusive hay unas hermanas del Chaco y Formosa dispuestas a participar en política. Por otra parte, los talleres son para todos y todas y desde el primer encuentro que hicimos en hace dos años asisten varones. Les cuesta participar, pero lo están haciendo.

-¿Qué implica una institución itinerante?

-Implica dar talleres en cualquier lugar propuesto por el CONAMI, personas individuales, organizaciones de la sociedad civil. Si no conseguimos un lugar, lo hacemos en una plaza, es suficiente con un poco de yerba, agua para el mate y pan, nostras o quienes propongan el taller ofreceremos allí lo que sabemos. Con este espíritu estamos trabajando en una articulación con la Universidad Tecnológica del Chaco, nos van a ceder un espacio permanente para talleres. Esto es lo que hemos aprendido de las hermanas de otros países, a articular, ocupar lugares y organizar otras cosas. Las mujeres que participan en nuestros talleres van a sus comunidades y replican lo que han aprendido, no necesitan ser integrantes del CONAMI.

CONAMI ha logrado otras alianzas y tienen el mismo objetivo, que las mujer indígena conozca sus derechos y los ejercite con autonomía. Éstas son con el Foro Internacional de Mujeres Indígenas FIMI y la Coordinadora por la Autodeterminación de los Pueblos Indígenas CAPRI.

Compartir esta publicación:

Aída Hernández Rua

Las redes sociales y las plataformas online nos invitan a estar abiertas al cambio, a nuevas propuestas y proyectos, de cómo producir medios online, acompañado del discurso de género.¨

Barranquilla, Colombia

Mariana Gaba

En el contexto actual de COVID-19, los varones se están dando cuenta de cuanto es el trabajo doméstico y lo importante que es. Es una buena oportunidad para ver qué van a hacer las organizaciones ahora, porque la nueva normalidad es una invitación a relfexionar.

Argentina/ Santiago. Chile

Silvia Salinas Mulder

La inteligencia artificial puede contribuir a eliminar o a acortar las foras de discriminación y las brechas de género en las empresas (mientras nosotras/os nos deconstruimos.

La Paz, Bolivia

María Eugenia Romero

Hay un gran potencial de las mujeres en los estados, que con capacitación y solidaridad de las otras puede despegar.

D.F., México

Fabiola Amariles

La teoría feminista le agrega a la disciplina de la evaluación elementos como por
ejemplo examinar los asuntos del poder, ver cuáles son las transformaciones que se
deben hacer.

Cali, Colombia

Martha Lanza Meneses

Asumir una actitud interpeladora, es cuestionar el concepto del ‘desarrollo’ que tiene
un marco estructural muy arraigado, presentar alternativas al desarrollo re-pensando
la relación del ser humano con el planeta, la reproducción de la vida y las
cosmovisiones de las mujeres.

La Paz, Bolivia

Lidia Heller

El concepto de ‘empoderamiento’ viene y surge del feminismo.

Buenos Aires, Argentina

Alma Hernández

La redWIM es un espacio ideal para aprovechar oportunidades y demostrar que
unidas, nosotras las mujeres, podemos lograr un mundo más equitativo.

La Habana, Cuba.

Sara Ortíz Cantú

RedWIM es un espacio de convergencia, donde exponemos y compartimos, ideas,
proyectos, experiencia, conocimientos y generamos confianza, con el objetivo de
apoyar el desarrollo de las ujeres en gestión de organizaciones.

Guadalajara, México

Alicia Arias

Para mi la redWIM constituye un espacio de encuentro, en el que todas podemos aprender a trabajar conjuntamente para lograr nuestros proyectos.

Quito, Ecuador.

Adriana Alonso Rozo

La RedWIM es inspiración para trabajar por la equidad de género. Para hacer un mundo más sostenible con igualdad de oportunidades para las mujeres y los hombres.

Medellín, Colombia.

Solange Grandjean

Hay que ser conscientes de que el networking es un concepto exponencial y que una red lleva tiempo y responsabilidad y, se va desarrollando a lo largo de los años.

Buenos Aires, Argentina